La mitad de los hogares españoles cambiaron alguna vez de compañía telefónica o Internet en 2016, la mayoría para abaratar su factura mensual, mientras que en electricidad y gas natural sólo lo hicieron uno de cada tres, según el último panel de hogares realizado por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).